Pecuaria

Presentan tecnología ambiental para transformar residuos orgánicos en alimento para ganadería

El Consejo Mexicano de la Carne, la Asociación Nacional de Establecimientos TIF y Luis José y Rodrigo Gaviño, cofundadores de la empresa Nidaria, presentaron oficialmente el primer modelo de tecnología ambiental desarrollado en el país para transformar los residuos orgánicos generados por restaurantes y otros comercios en materia prima para la alimentación sustentable de animales de granja.

La patente mexicana, basada en un proceso de ultrafermentación, ofrece una solución sostenible para garantizar la correcta disposición final de los residuos alimentarios, una grave problemática ambiental desatendida hasta hoy.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), los residuos alimentarios y el desperdicio de alimentos son uno de los principales emisores de gases de efecto invernadero que contribuyen al cambio climático.

Nidaria, empresa responsable de esta tecnología, informó que ya brinda servicio de recolección de residuos orgánicos a cadenas de restaurantes y tiendas de autoservicio en Ciudad de México y el Área Metropolitana, y procesa el material recolectado en su planta de transformación en Xochimilco.

Asimismo, se mostraron los avances logrados por ganaderos de Querétaro, Hidalgo, Estado de México y Morelos, que utilizan la materia prima resultante de este proceso de transformación, con el objetivo de obtener ahorros económicos en la producción pecuaria, favorecer el aprovechamiento de nutrientes en la dieta de especies como bovinos, ovejas, cerdos y otros animales y reducir la huella climática derivada de la ganadería.

Luis José Gaviño señaló que el producto obtenido de la transformación de residuos orgánicos, “genera entre 6 y 18 por ciento de ahorro en el rubro de alimentación y entre el 10 y el 16 por ciento de ahorro en el consumo de agua, lo que representa un apoyo crucial para los productores mexicanos, que se enfrentan a condiciones cada vez más graves de sequía”.

Refirió que “uno de los principales efectos de esta tecnología de última generación, es favorecer la rápida generación de ácidos grasos volátiles y la reducción de la emisión de gas metano en los procesos digestivos de los animales, lo que contribuye a reducir el impacto de la ganadería en el cambio climático”.

Posteriormente, la empresa analiza integrar a su producto ingredientes como algas y extracto de orégano, con la finalidad de maximizar su potencial en la mitigación de metano entérico.

A manera de conclusión, Rodrigo Gaviño señaló que “tras concluir un proceso de aceleración de negocios facilitado por una organización francesa, la proyección en el crecimiento operativo de la empresa es del 60 por ciento en los próximos 12 meses; a partir de la colaboración con autoridades federales y uniones ganaderas, la puesta en marcha de una nueva planta de transformación en Huichapan, Hidalgo, y la expansión hacia estados como Sonora, Chihuahua, Zacatecas y Sinaloa”.

Esta patente representa la primera innovación mexicana que logra insertarse en el mercado como una alternativa para generar economía circular en la industria de producción y comercialización de alimentos, al reinsertar los residuos alimentarios a la cadena de valor, convirtiendo una problemática de contaminación y difícil manejo, en un recurso valorizable para el sector agropecuario, y contribuyendo a reducir la huella climática que tanto los residuos como la ganadería generan.

Fotografía: Nidaria

Fuente: Agro2000

Related Articles

Back to top button