Portada

Participa UACH en la optimización del sector agropecuario en Chihuahua

El Departamento de Estudios Superiores Agropecuarios de la UACH se dedica a la investigación cuyo objetivo es contribuir al desarrollo integral en la comunidad, principalmente en el sector agrícola y ganadero, en este sentido, se han realizado propuestas de investigación para fomentar alternativas de alimentación, así como atención y soluciones a problemas en cultivos.

Atención a problemas en cultivos agrícolas

La doctora Graciela Dolores Ávila Quezada de la Facultad de Ciencias Agrotecnológicas, es responsable de la propuesta “Atención a problemas fitosanitarios en tres cultivos agrícolas: diagnóstico y bicontrol”, al otorgar especial atención a la vid, durazno y nogal, para la identificación y monitoreo de los principales causantes de enfermedades o plagas en estos cultivos, para así generar soluciones a problemas fitosanitarios actuales por medio del control biológico.

De esta manera, el equipo encabezado por la doctora Ávila Quezada, propiciará la transferencia de conocimientos, por medio de colaboración interdisciplinaria, impulsar la innovación y conocimiento científico, con un monitoreo y control biológico, promover las prácticas sostenibles para asegurar el equilibrio del ecosistema estatal, así como las cosechas con plena identificación genética de los patógenos que afectan los cultivos.

Foto: Cortesía / UACH

Este estudio aborda problemáticas de tres cultivos como lo son la importancia de la vid, ya que en México aproximadamente el 50 por ciento de las variedades de uva que son cultivadas se destinan al uso industrial, principalmente a la producción del vino, en esta última década se observó un aumento del 20 por ciento en el consumo de esta bebida en el país, en lo que el estado destaca entre las 10 entidades federales productores de uva a nivel nacional. La problemática fitosanitaria demerita la calidad del producto, por lo que la detección temprana de la presencia de las bacterias que afectan la vid es necesaria, crucial para el abordaje de estos problemas.

Por otro lado, México ocupa el lugar 17 entre los principales productores de durazno a nivel mundial, las entidades federales que destacan en esta fruta son: Michoacán, Zacatecas, Puebla, Estado de México y Chihuahua, pero los problemas fitosanitarios a los que se enfrenta esta actividad es la bacteria Molinilia Fructicola, Cylia Molesta, entre otras, que requieren un manejo eficiente para asegurar su producción.

Foto: Cortesía / UACH

Así también, la comercialización de la nuez pecanera es una actividad de gran relevancia en el estado, la producción nacional aumenta notablemente al superar el 80 por ciento, la problemática a la que se enfrenta este cultivo es a la denominada gallina ciega en los nogales, que incrementa e impacta negativamente en el rendimiento del cultivo. Con este proyecto se busca reducir esta las poblaciones de esta afectación de manera sostenible y asegurar la producción e incremente económicamente el sector.

Como contribución general del proyecto demuestra un compromiso tanto a a la comunidad científica, como a agropecuaria por el bien y la salud de los campos en el estado, con prácticas inocuas y sostenibles, con la preservación del equilibrio natural en el ecosistema del suelo y asegurar alimento y economía en Chihuahua.

Alternativa de alimento funcional

Otro proyecto de la Facultad de Ciencias Agrotecnológicas, por parte de la doctora Dámaris Leopoldina Ojeda Barrios, denominado: “El consumo en fresco de flores de durazno como una alternativa de alimento funcional, evalúa el valor nutricional, composición mineral y de esta planta para promover el interés en su consumo como un alimento, al determinar valor nutricional, composición mineral y compuestos bioactivos, debido a que contienen gran número de moléculas antioxidantes y minerales ampliamente valorados por el sector de restaurantes y confitería que buscan otra alternativa novedosa.

La presencia de compuestos, permiten efectos benéficos para la salud y explora la posibilidad de emplear inflorescencias de algunos frutales de clima templado, incluyendo durazno y su flor, ricos en vitaminas y minerales. Las flores de durazno presentan características funcionales sobresalientes para ser consumidas en fresco y potenciar su uso en el sector alimenticio.

Foto: Cortesía / UACH

El objetivo de esta investigación es evaluar el valor nutricional, la composición mineral y los compuestos bioactivos de las flores de durazno para generar información básica de referencia sobre las flores de esta especie y con el propósito de propiciar el interés en su consumo como un alimento funcional.

Aislado proteico de insectos comestibles

El doctor Néstor Gutiérrez Méndez de la Facultad de Ciencias Químicas presentó su proyecto: “Modificación de las propiedades funcionales de un aislado proteico de insectos comestibles usando <trompillina>, proteasa extraída de una planta endémica de Chihuahua”, esto tras la demanda creciente de fuentes alternativas de proteínas debido a la necesidad de encontrar soluciones sostenibles y nutritivas, ante una inminente escasez mundial de alimentos, por lo que, el doctor Gutiérrez, explica que los insectos han llegado a convertirse en una solución prometedora, ya que contienen altas cantidades de aminoácidos esenciales y con un impacto ambiental menor que otras fuentes, como las tradicionales.

Se explica que, en Chihuahua, existe una planta endémica que contiene una proteasa (“trompillina”), altamente activa que puede ser utilizada en la realización del queso asadero, altamente conocido en la cocina tradicional del estado y es altamente activa sobre las proteínas de interés en alimentos como la leche, carne y gluten, por lo que la teoría de que el insecto presenta propiedades funcionales y es óptimamente comestible.

Foto: Cortesía / UACH

El proyecto tiene como objetivo generar un nuevo conocimiento sobre la modificación de estas proteínas de los insectos para impartirles una funcionalidad tecnológica, de ser positivos en los resultados del mismo, en una segunda fase se podrían desarrollar productos que se asemejen a las características de productos cárnicos, como jamones, embutidos, hamburguesas, nuggets, etcétera, todos ellos a base de las propiedades del insecto modificadas.

Nanoencapsulación de componentes de subproductos del maíz

El doctor Armando Quintero Ramos, de la Facultad de Ciencias Químicas, entregó su protocolo de investigación denominado “Nanoencapsulación de componentes bioactivos obtenidos de subproductos del maíz en partículas de zeína y goma arábica: propiedades fisicoquímicas, estabilidad térmica y biodisponibilidad”, esto con el objetivo de impulsar el uso óptimo de los recursos agrícolas al centrarse en esta planta cultivada en la sierra de Chihuahua, así como promover el desarrollo de la ciencia y tecnología entre los jóvenes investigadores.

Se busca crear pequeñas cápsulas (nanoencapsulados) en los compuestos naturales presentes en el olote del maíz, que se conoce como maíz gordo, para proteger los compuestos y facilitar agregarlos a los alimentos que se consumen diariamente, esto, ayudaría a utilizarlos como colorantes naturales en los mismos y fortificarlos con agentes promotores de la salud. Esto se logrará promoviendo el cultivo de maíces nativos en la región y aprovechando los subproductos para crear productos de valor añadido, como las tortillas, que son una parte esencial de la dieta mexicana.

Foto: Cortesía / UACH

El objetivo es la contribución en todas estas investigaciones al desarrollo integral a nivel estatal, así como la realización de investigación que contribuya al sector, preferentemente de un carácter multidisciplinario en avance científico y tecnológico en campos afines.

Fuente: El Heraldo de Chihuahua

Related Articles

Back to top button