Minería

México busca resolver una demanda de 1,100 millones de dólares de Vulcan por el cierre de una mina de piedra caliza

El gobierno mexicano dijo el jueves que está negociando el acuerdo de una demanda de 1.100 millones de dólares de Vulcan Materials Co sobre un esfuerzo del gobierno para cerrar su mina de piedra caliza cerca del balneario caribeño de Playa del Carmen.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo en una conferencia de prensa que ha dado a la empresa hasta marzo para responder a una oferta de facilidades para desarrollar un proyecto turístico en la zona a cambio de retirar su demanda y detener las actividades mineras en la zona.

La empresa estadounidense Vulcan, líder en la producción de grava, arena y piedra triturada, opera en México a través de su unidad Calica, que tiene varias concesiones en el estado de Quintana Roo, al sureste del país, donde extrae piedra caliza triturada que luego envía a Estados Unidos, donde se utiliza en la construcción.

En la misma conferencia de prensa, el secretario de Gobernación, Adán Agusto López, precisó que hay tres propiedades de Vulcan en la zona, dos de las cuales están en operación, una con una concesión sin límite de tiempo y la otra con un permiso vencido, mientras que la autorización para operar en la tercera está por terminar.

Ni Vulcan ni Calica respondieron a las solicitudes de comentarios sobre la disputa o los detalles del posible acuerdo o la propia demanda. Tampoco se pudo contactar con el Ministerio de Economía mexicano para que hiciera comentarios.

El sitio web del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI) menciona una demanda de 2019 por 500 millones de dólares presentada por Vulcan contra México que aún está pendiente de resolución.

Según un extracto de la demanda en el sitio del CIADI, Vulcan protesta por “la revocación por parte de organismos gubernamentales de la concesión portuaria de la filial de la demandante, Calica, y el cierre forzado de las operaciones de extracción” de dos instalaciones en la zona.

López Obrador, quien informó que la zona involucrada ocupa 4.200 hectáreas cerca del balneario, ha amenazado previamente con quejarse ante las Naciones Unidas por la “destrucción” de la zona como consecuencia de la mina de Vulcan, aunque el jueves matizó sus comentarios.

Fuente: Mineriaenlinea.com

Related Articles

Back to top button