Pecuaria

Cerdos sanos, granjas prósperas, la Importancia de la limpieza y desinfección

La industria porcina moderna exige altos estándares de higiene para prevenir enfermedades y asegurar la salud animal, es por ello que la limpieza y desinfección regular de las instalaciones son cruciales para cumplir con dichas demandas.

Al eliminar patógenos y prevenir su propagación, estas prácticas son esenciales para salvaguardar la bioseguridad, concepto que representa un conjunto de medidas que buscan proteger la salud de los animales y, por lo tanto, la producción porcina.

La aplicación adecuada de dichas estrategias ayuda a reducir el riesgo de enfermedades infecciosas en los cerdos, lo que a su vez se traduce en mejores índices de sanidad, una mayor productividad y rentabilidad, además de un apoyo para la protección de la salud pública.

A continuación presentamos los puntos clave más importantes a tener en cuenta al momento de diseñar un plan efectivo:

1. La limpieza y desinfección son inseparables para una higiene efectiva.

2.- La limpieza previa elimina la materia orgánica y prepara las superficies para la desinfección.

3.- La limpieza en seco implica retirar camas y el estiércol de los pisos y camas, además de desmantelar todo el equipo y recoger la materia acumulada.

4.- Para la limpieza en húmedo se debe humedecer la zona acondicionada, en preparación para recibir la solución detergente elegida.

5.- Un plan de limpieza adecuado considera la salida de animales, el uso de agua caliente y detergentes, la protección del personal y la verificación de la limpieza.

6.- La desinfección elimina microorganismos patógenos mediante agentes químicos o físicos.

7.- La elección del desinfectante depende del patógeno, las características de la granja y las regulaciones locales.

8.- Los desinfectantes se clasifican en diferentes grupos según su composición química.

9.- La eficacia de la desinfección depende de diversos factores, incluyendo el desinfectante, el microorganismo, la concentración, el tiempo de contacto y las condiciones ambientales
Fuente: Porcicultura.com

Related Articles

Back to top button