Portada

¿Qué forrajes se cultivan en cada ciclo agrícola?

Pocos elementos son tan cruciales para la salud y la productividad del ganado como la calidad de su alimentación. En este sentido, el forraje desempeña un papel fundamental, siendo una fuente principal de nutrientes para el ganado en todo el mundo.

Sin embargo, la calidad y disponibilidad del forraje pueden variar considerablemente según el ciclo agrícola y las prácticas de cultivo de cada región. En este blog, exploraremos cómo el forraje cultivado en diferentes ciclos agrícolas influye en la alimentación y el bienestar del ganado, así como en la eficiencia y sostenibilidad de las operaciones ganaderas.

/cms/uploads/image/file/893092/VFB_ESPECIE_FORRAJERAS_3.png

Ciclo Primavera-Verano

En el ciclo primavera-verano, algunos de los alimentos para el ganado que se cultivan comúnmente incluyen:

  • Maíz forrajero

Es un cultivo popular durante la primavera y el verano. Se puede utilizar para alimentar al ganado en forma de grano o como forraje, como ensilaje o heno.

Producción 2022: 17,246,796 toneladas.

Principales entidades productoras:

  • Jalisco 5,534,682 t
  • Durango 2,592,432 t
  • Zacatecas 2,589,458 t

Las cosechas de maíz forrajero contribuyen a alimentar ganado, sobre todo durante el segundo semestre del año, ya que la mayor parte de las cosechas se obtienen de julio a diciembre.

  • Sorgo forrajero

Es un cultivo resistente a la sequía que se cultiva en primavera y verano. Se puede utilizar como forraje para el ganado, ya sea en forma de grano o como ensilaje.

Producción 2022: 4,079,129 toneladas.

Principales entidades productoras:

  • Durango – 876,417 t
  • Coahuila – 833,193 t
  • Sinaloa – 572,184 t
  • Mijo forrajero

Algunas variedades se siembran como forraje durante el ciclo primavera-verano. Son resistentes y pueden crecer en suelos pobres, proporcionando una fuente de alimento para el ganado.

Producción 2023: 54 toneladas.

Resalta San Luis Potosí como el único estado productor.

  • Avena forrajera

Se puede utilizar como forraje verde para el ganado o se puede dejar crecer y luego cosechar como heno.

Producción 2022: 10,502,263 toneladas.

Principales entidades productoras:

  • Chihuahua – 2,573,529 t
  • Durango – 2,180,173 t
  • Zacatecas – 1,223,977 t

Cultivos perennes

  • Alfalfa

Es una hierba forrajera de alta calidad que se caracteriza por ser un cultivo perenne. Es rica en nutrientes y se utiliza comúnmente como heno para el ganado.

Producción 2022: 37,326,934 toneladas.

Principales entidades productoras:

  • Chihuahua – 8,486,309 t
  • Hidalgo – 4,472,431 t
  • Guanajuato – 3,768,857 t

Dos de cada tres toneladas (66%) de alfalfa se cosechan de abril a septiembre, lo cual coincide con los mayores volúmenes exportados, aunque su participación relativa es baja en comparación con la producción nacional.

Ciclo Otoño-Invierno

En el ciclo otoño-invierno, algunos de los alimentos para el ganado que se cultivan comúnmente incluyen:

  • Garbanzo forrajero

El garbanzo forrajero se suele sembrar en climas templados durante el otoño, específicamente entre los meses de septiembre y noviembre, dependiendo de la ubicación geográfica y las condiciones climáticas locales. Este período de siembra permite que la planta establezca raíces antes de la llegada del invierno y comience su crecimiento vegetativo.

Producción 2022: 36,314.48 toneladas.

Principales entidades productoras:

  • Jalisco – 20,796.91 t.
  • San Luis Potosí – 9,427.27 t.
  • Guanajuato – 4,112.50.
  • Trébol

Es una leguminosa que se puede sembrar en otoño como cultivo de cobertura. Se utiliza comúnmente como parte de la rotación de cultivos para mejorar la calidad del suelo y también como forraje para el ganado.

Producción 2022: 976.89 toneladas.

Entidades productoras:

  • Guanajuato – 50 t.
  • Michoacán – 926.89 t.

/cms/uploads/image/file/893091/VFB_ESPECIE_FORRAJERAS_2.png

¡Productor, productora! Conoce consejos de cultivo para diferentes tipos de forraje.

Condiciones de cultivo de 3 forrajes
Ciclo agrícola Cultivo Establecimiento del cultivo Condiciones edáficas y clima
Primavera – verano Sorgo forrajero
  • Generalmente se siembra a chorillo o con sembradora; en hileras facilita el control de maleza y de plagas, y regula mejor la profundidad y distribución de la semilla.
  • En siembras para ensilaje, la separación ideal entre hileras es de 70 a 80 cm. Se recomiendan densidades de 10 a 25 kg de semilla/ha.
  • La profundidad de siembra puede ser de 2 a 4 cm y varía con el tipo de suelo y el tamaño de la semilla.
  • Se adapta bien a climas cálidos, áridos o semiáridos. Es capaz de soportar sequías durante tiempo prolongado y reemprender su crecimiento en cuanto el suelo tenga humedad.
  • Para germinar necesita una temperatura de 12 a 13 ºC, se desarrolla bien en terrenos alcalinos, principalmente las variedades azucaradas que exigen la presencia en el suelo de carbonato cálcico, lo que aumenta el contenido en sacarosa de tallos y hojas. Prefiere suelos sanos, profundos, y muy pesados.
Otoño – invierno Garbanzo forrajero
  • La siembra es mecanizada con sembradoras de líneas a las que se adapta un mecanismo de distribución de acuerdo con el tamaño de la semilla.
  • Se recomienda sembrar 65 a 75 kg por ha, con una distancia entre plantas de 5 a 6 cm y de 76 a 90 cm entre surcos, lo que significa una densidad de población de 189,000 plantas/ha (15 a 16 plantas por metro lineal).
  • Prefiere suelos francos, mullidos, bien drenados, aireados y profundos.
  • Las raíces profundizan en el suelo de forma considerable, de ahí que se adapten a los suelos áridos o secos.
  • Es sensible a la salinidad, tanto del suelo como del agua; el pH ideal es de entre 6 y 9.
  • Es una planta tolerante a la sequía, sin embargo para su germinación es necesario que exista buena humedad en el suelo. Requiere temperaturas de 18 a 26 ºC.
Perennes Alfalfa
  • Se recomienda sembrar entre septiembre y noviembre, dado que durante esa época las bajas temperaturas impiden el crecimiento de las malezas.
  • Los métodos de siembra son a voleo o con sembradoras específicas.
  • La semilla germina a temperaturas de 2 a 3 ºC, siempre que las demás condiciones ambientales lo permitan.
  • La temperatura es óptima a los 28 a 30 ºC. Si es superior a 38 ºC, resulta letal para las plántulas. Puede prosperar en suelos bien aireados y profundos.

 

Artículos Relacionados

Back to top button